Cuentos con pastitas

Bizcocho de yogur recién horneado y acompañado de cuentos en los que los personajes desayunan o meriendan, comen pastitas, tartas, etc.

En La Rioja estamos confinaditas perdidas, no podemos ir al cine ni a la biblioteca, por supuesto los bares y restaurantes están cerrados. Así que las Tomasas nos hemos tirado a la humilde repostería casera. Y mientras montábamos las claras hemos pensado que hay muchos cuentos en los que se bromea con las pastitas, se invita a merendar, etc. Así que tras meter nuestro bizcocho de yogur en el horno nos hemos puesto a rebuscar en las estanterías a ver si el tema daba o no daba juego.

Han ido apareciendo Sapo y Sepo, Lester y Bob, El pequeño Nicolás, y otros muchos personajes que comen pastitas o tartas, etc. ¡Qué bonito sería leer en voz alta en clase o en casa alguno de estos relatos y luego repartir un trozo de bizcocho y a desayunar o merendar en el patio o en la terraza o en el balcón!

Aquí os dejamos con mucho cariño nuestro listado: Cuentosconpastitas. Esperamos sugerencias para enriquecerlo. Una cosa os aseguramos, os va a entrar hambre. Por cierto el bizcocho nos ha quedado fantástico. Lo hemos copiado de este vídeo. ¡Nos vamos a merendar Tralarí, tralará! 

Los limericks de Edward Lear

Elvira Valgañón Julian Lacalle...Simon Dempsey

Elvira Valgañón, Julian Lacalle y Simon Dempsey. Logroño, 10-01-2015

La primera sesión de este año de nuestro club de lectura fue intensa y divertida.Tras los saludos y presentaciones nos lanzamos a hablar de Nonsense con el editor de Pepitas de calabaza, Julián Lacalle.

¿Cómo surge la idea de editar a Edward Lear? learpepitas

Bueno, no había ninguna edición disponible en castellano y en Pepitas lo vimos claro desde el principio, nos apetecía una nueva traducción más fresca. Enseguida pensamos en Angel Mª Fernández, porque su universo creativo está muy emparentado con Lear; es poeta, acaba de editar Manzanas traigo y Elvira Valgañón como filológa. Nos pareció que entre los dos podían hacer un trabajo muy digno y estamos contentos, el libro se ha editado en diciembre y todavía no hemos visto ninguna reseña en la prensa. Es un libro de largo recorrido. 

¿Quién rastrea los autores?

En Pepitas a tiempo completo trabajamos tres personas pero tenemos colaboradores en todo el mundo. Personas que nos proponen cosas, o a las que pedimos colaboración puntual, etc. México es un país con el que siempre hemos colaborado mucho y recién acabamos de volver de la Feria de Guadalajara. Una feria muy viva, a rebosar de clubes de lectura, de autobuses con niños, de actvidades, increíble. También trabajamos en coordinación con editoriales francesas y portuguesas.

De Lear a Silverstein. Libros de poesía para niños (nonsense) 10-01-2014

Pequeña exposición que preparamos sobre libros de poesía para niños (nonsense) De Lear a Silverstein pasando por Maria Elena Walsh (limerick en castellano) y Michael Rosen. Ateneo riojano.

Y Elvira Valgañón nos habló de los retos de la traducción: Hubo que tomar decisiones como mantener o no los topónimos ingleses, si iba a primar la sonoridad o la anécdota (pequeña historia que contiene cada limerick) y durante seis meses Angel y yo mano a mano fuimos trabajando.

Leyendo los limericks da la impresión de que os lo habéis pasado bomba traduciendo…

Mantener la música del inglés es casi imposible; algunos resultaron duros, les hemos dado muchas vueltas y nunca te quedas satisfecho del todo, sabemos que unos están más conseguidos que otros; en cambio otros salieron con mucha facilidad. No solo había que fijarse en el ritmo, contar sílabas, etc. también en el dibujo, a veces era éste el que nos daba la pauta.

Una mañana luminosa ateneo riojano 11-01-2014

21 personas nos juntamos para escuchar y hablar de Edward Lear.

La obra contiene 110 limericks, otras rimas de Lear y su Nonsense botany. Digamos que recopila lo mejor del autor. Y abrimos el debate al resto de las personas.

Me ha encantado el libro. Los limericks son para leerlos en voz alta, para que te los lean, para leerlos a otros; y además creo que para muchos públicos (adultos y niños pueden disfrutarlos). El libro está muy bien editado.

Yo lo saqué de la biblioteca un poco escéptica, mis hijos de 7 y 8 años pensé que no los iban a entender; me sorprendió que les enganchaban los dibujos y me pedían que les leyera uno tras otro.

Muchagentia bocabagia

Muchagentia bocabajia

Nosotros abríamos el libro por una página al azar (mis hijos tienen 7 y 10 años) y nos moríamos de la risa. De vez en cuando lo sacamos y leemos unos pocos, me gustan mucho para leer en voz alta. ¡Hasta nos ha brotado alguno!

A nosotros nos ha entusiasmado la última parte del libro, la Nonsense botany, nos encanta cómo han traducido algunos: Lechoncita piramidalis (Pg. 272), Muchagentia bocabajia (pg. 270)

Y para acabar Simon Dempsey nos leyó algunos limericks con ese ritmo y gracia que solo tienen los artistas: Yo de pequeño jugaba con mis amigos a inventar limericks, en Inglaterra es algo habitual, popular, nada que ver con la poesía culta. A mi hija le he leído muchas veces El buho y la gatita, tiene un ritmo muy parecido al de los limericks.

Muchas gracias a los tres por compartir con nosotros esta luminosa mañana de sábado. ¡Echad un ojo a la exposición de limericks en Santos Ochoa!

foto learica color

Foto leárica antes de despedirnos. Los paraguas y las barcas son un elemento recurrente en las obras de Lear, siempre usados cuando no llueve. Sara Soler Segura (Mayte García) apareció con una gallina sobre el sombrero. (Si no nos crees pincha en la imagen)