Día de la madre sin ñoñerías

Te quiero desde que te conocí e incluso antes. Mi amor / Astrid Desbordes; Pauline Martin. Kókinos, 2016

Te quiero desde que te conocí e incluso antes.  Mi amor / Astrid Desbordes; ilustraciones de Pauline Martin. Kókinos, 2016. ¡Magnífico para regalar el día de la madre!

El domingo 1 de mayo se celebra en España el día de la madre. Para evitar mosqueos e improvisaciones de última hora, nos adelantamos para avisaros y que lo celebremos como es debido. Este cuento sencillo y sutil pero no empalagoso es una muy buena opción para regalar a 9788416126521madres con hijos o hijas pequeños.  Acaba de publicarse en España y nos ha cautivado. Véase comentario completo en Candidatos 2017.

Pero si tu madre es mayor (hay algunas Tomasas que ya tenemos madres con una edad avanzada) y quieres ofrecerle algo especial lo mejor es que pases la tarde con ella y le leas algo. Tampoco está fuera de lugar un chocolatito, unas torrijas, un bizcocho; unas flores, muchos besos,  en fin, cada quien según sus habilidades. Ante todo que se note que habéis pensado en ella. Contadnos cómo pensáis celebrarlo.

Andrea Rodríguez, 87 años con su hija Inma Corral. Ya no puede leer pero le encanta que sus hijas le lean y luego ella opina. 3 de abril de 2016.

Andrea Rodríguez, 87 años con su hija Inma Corral. Ya no puede leer pero le encanta que sus hijas le lean y luego ella opina. Logroño, 3 de abril de 2016. Leyendo Boy de Roald Dahl.

El hombre que plantaba árboles

Las diferentes ediciones del libro que hemos manejado.

Las diferentes ediciones que hemos manejado del texto de Jean Giono.

En una concurrida sesión de nuestro club de lectura Todo el mundo va abordamos El hombre que plantaba árboles. Giono nos relata con un lenguaje desnudo, sin artificios, la heroicidad de un hombre que día a día fue plantando árboles hasta hacer brotar un bosque entero. En general el relato fue muy elogiado aunque para algunos es muy pesimista y leído hoy puede resultar un texto demasiado plano. Resumimos aquí lo más significativo.

Lo leí con mis alumnos de 6º en Alternativa a la religión y aunque había palabras que desconocían a los chavales les llegó; les gustó eso de que el pueblo estaba roto y lo arreglaron. y surgieron preguntas más allá de la historia: ¿Por qué hay que morir? Y uno de los chavales dijo que el final era un poquito triste y hubiera sido mejor que hubiera tenido hijos porque así sus hijos seguirían plantando árboles.

*******************

Yo ya conocía el texto porque mi hijo lo leyó en el instituto en 1º de la ESO y cuando vino a casa nos insistió en que lo leyésemos, vamos que a él le había llegado.

*******************

Joëlle Jolivet

Joëlle Jolivet

Hay personas en los pueblos que hacen pequeñas cosas y consiguen así mantener el pueblo en buen estado; se juntan para quitar hierbas, para construir zanjas, etc. En todas partes hay gente que piensa en el bien común, que cree en los pequeños gestos.

*******************

Me ha sorprendido que a pesar de estar escrito en 1983 el tema es muy actual, es estupendo para remover conciencias, para un club de lectura, etc. Me ha gustado.

*******************

Se lo pasé a mi madre de 85 años que le encantan los árboles y le emocionó, un canto a la naturaleza. La edición ilustrada por Jolivet le gustó mucho, me dijo ¡Hija, qué libros tan bonitos hacen ahora!

En cambio mi hijo de 15 años dijo que se le veía mucho la moralina… ¡Es un libro de instituto mamá!

*******************

Mi hermano es ingeniero forestal y si lo leyera creo que quemaría el libro porque caramba, tanto esfuerzo por formarte, por aprender y va este señor que sin ninguna formación le crece un  bosque. Aunque su labor es encomiable, las cosas no son tan sencillas.

*******************

A mi lo que me transmite es que la constancia es lo más importante.

*******************

Me sobran las referencias a Dios, etc. pero bueno sin tomar todo al pié de la letra me parece un texto interesante. Me encanta la edición en pop-up de Jolivet, las ilustraciones desdramatizan un poco la historia. Me lo he comprado y lo tengo como un tesoro y lo pienso regalar también.