Club de lectura entre polvorones

El sábado 14 de diciembre a las 11.00 horas hablaremos de esta novela en el Ateneo riojano.

Este próximo sábado 14 de diciembre a las 11.00 horas en el Ateneo riojano tenemos club de lectura. Hablaremos de La niña en llamas, la historia de amistad de dos amigas de la infancia que acaban alejándose. La crítica Mercedes Monmany la ha clasificado como thriller existencial. También la han comparado con la exitosa saga de Elena Ferrante. En cualquier caso estamos ante una novela intensa que  seguro no ha dejado indiferente a nadie.

Presentaremos oficialmente los 20 libros para regalar en Navidad. Y por supuesto habrá polvorones. Antes de despedirnos hasta el nuevo año entregaremos ejemplares del cómic Diario de un ingenuo. ¡Entrada libre!

La voz potente de Mary

A todo el mundo le había conmovido la voz de Mary, la  protagonista de la novela El color de la leche. Seguimos con el relato de lo hablado en la sesión del sábado 9 de noviembre. Unanimidad absoluta en la valoración. Varias personas traían puestos posits en aquellas páginas de las que querían comentar algo.

La historia ambientada en la Inglaterra rural abarca un año, de 1830 a 1831. Arar, sembrar o dar de comer a los animales es su forma de vida, tanto, que hasta está estructurada siguiendo las cuatro estaciones, tan importantes para la agricultura.

… y por la mañana y por la noche se formaban capas de niebla, y eso hacía que las colinas se volvieran suaves y el aire, espeso. / … y Edna llenó la cocina de botes y cacerolas y estuvimos muy ocupadas con las frutas y metiéndolas en los botes. y Harry sacó de la tierra todas las remolachas y las zanahorias y las cebollas y las trajo hasta la puerta trasera. nosotras las pusimos en unas cajas de arena y las dejamos en el cuarto frío, y después pusimos las manzanas en la oscuridad. y él metió todas las patatas en sacos y comprobamos que las bolsas estaban bien cerradas y que no les entraba nada de luz. (Página 91)

Algunas opiniones vertidas en la sesión

A mí me ha cautivado esa voz, esa Mary que nos habla y nos conmueve e incluso por momentos nos hace reír (los tacos que suelta el abuelo, la hostia). Es un personaje muy potente con una voz que se te queda dentro, casi parece que vaya a aparecer en cualquier momento por la puerta para seguir contando las cosas que le han pasado. Nunca pierde la dignidad.

Yo la recomiendo para leer en los institutos, a los adolescentes les encantan los dramas y les atraparía seguro. 

A mí me ha recordado historias de mujeres reales, mujeres que se fueron del campo a la ciudad a servir en casas; y sus jefes las violaban o las embarazaban, encuentro que hay mucho de real en esta novela y me ha removido mucho.

Yo escribo y me ha sorprendido esa voz narrativa tan potente y a la vez parece salirle a Nell con tanta facilidad. En los talleres de escritura nos dicen que tenemos que buscar nuestra propia voz, al leer esta novela he comprendido lo que eso significa. 

El violento final me parece la respuesta ante tantos abusos, ante la pérdida de la capacidad de elección; esa violencia es el único resquicio de libertad.

La cubierta del libro es del pintor danés Vilhelm Hammershoi (1864-1916) conocido por sus escenas de interior frías, poéticas y su manejo de la luz. Claramente inspirado por Vermeer y a su vez inspirador del americano Edward Hopper. Fantástica la edición de Sexto Piso.

También comentamos que el jueves 21 de noviembre a las 17.30 horas tendremos un encuentro con Nell Leyshon y otros clubes de lectura, ya os contamos que venía al Cuéntalo, y tendremos oportunidad de conocerla y preguntarle todo lo que queramos. Será en la Biblioteca Rafael Azcona de Logroño. ¡Estamos muy ilusionadas! Antes de despedirnos repartimos ejemplares de La niña en llamas.

La librería de Mitsuko

Bizcocho de zanahoria, yogur (de los de la antigua yogurtera) y café con leche. Y luego nos encerramos con un libro en un rinconcito. El móvil en modo silencio.

Hoy estrenamos una nueva categoría que hemos bautizado Experiencias de lectura. Hablaremos de libros que nos han entusiasmado pero que en nuestra opinión precisan ciertas condiciones para que la experiencia de lectura resulte más placentera. A veces vamos tan rápido que todo lo leemos igual, y no, hay libros que merecen cierto sosiego. Consiguen crear imágenes poderosas y nos introducen en una atmósfera especial, cada vez que interrumpimos la lectura salimos de esa atmósfera y se pierde la magia. Al retomar la lectura cuesta entrar de nuevo. Aquellos que piensan que un libro sirve para coger el sueño por la noche, abstenerse. ¡Esto es una delicatessen, no un somnífero!

Pues bien, inauguramos la sección con Hôzuki, la librería de Mitsuko (Nórdica, 2017). Una novelita de apenas 135 páginas que calculamos se lee en un par de horas. Escrita por una profesora de japonés residente en Canadá, Aki Shimazaki (Japón, 1954). Está contada en primera persona por Mitsuko, la dueña de la librería que mientras realiza sus quehaceres cotidianos va rememorando el pasado. De escritura contenida, sutil, requiere calma, consigue crear una atmósfera de reposo, de lento caminar. Desde la primera página deja caer un misterio que no se resuelve hasta el final. Así empieza: Coloco en el escaparate unos libros de ocasión que acabo de comprar. Son más o menos las cuatro de la tarde y empiezan a caer copos de nieve…

¿Cuál es la experiencia? Pues que hay que leerla de un tirón, sin interrupciónes. Desayunas o meriendas tranquilamente y luego te encierras en un rincón de tu casa donde tengas asegurada cierta intimidad y a leer. Ni que decir tiene que sirve también una hamaca en el jardín (el que tenga jardín). Una vez cierres la novela, te quedarás dándole vueltas… y si te apetece profundizar te recomendamos esta crítica de Manuel Hidalgo en El Cultural. Nos gustaría mucho que nos enviarais otras experiencias de lectura que podamos compartir aquí. Pequeños trucos para hacer de la lectura una experiencia todavía más plena. ¡Que aproveche!

Trilogía del muchacho

Durante el mes de julio hemos estado leyendo esta obra conocida como la Trilogía del muchacho. Novela ambientada en la Islandia del siglo XIX. De estructura lineal, conviene empezar por el volumen 1. Nos ha cautivado por el lenguaje poético y sus poderosas imágenes.

De nieve, mucha nieve, del mar, el viento, la muerte, la pesca, el bacalo, de todo ello habla esta trilogía que te transporta a la Islandia del siglo XIX; un país duro, bello y muy peligroso. Nos cuenta lo que significa sobrevivir en Islandia, la lucha del ser humano en su día a día, cómo ha de enfrentase a una naturaleza extrema.También refleja lo que significa ser mujer en un mundo de hombres, las injusticias que las mujeres sufren.

El muchacho (no tiene nombre) es el hilo conductor de la historia, el protagonista, pero crece gracias a unos secundarios impresionantes: Jens (el cartero), Geirprudur (la mujer que protege al muchacho), etc. Y todo esto lo cuenta con un lenguaje poético, las palabras parecen fluir con una musicalidad natural; y te preguntas cómo se puede escribir tan bien sin resultar repetitivo, ni cargante, ni artificial. Asegura Jón Kalman Stefánsson, que la historia en sí no es lo importante, que lo importante son los detalles, los pequeños elementos, las palabras.

Nos os perdáis esta entrevista del programa de televisión Página Dos, se desplazaron hasta la capital Reikiavik. Ahí escuchamos que en Islandia el deporte nacional es leer y hay muchos escritores y la literatura es muy importante y el idioma; si no habláramos islandés no seríamos una nación, quizá por eso la literatura es aquí tan importante, dice Kalman.