Asun Balzola, la niña asombrada

En Txoriburu está la auténtica Asun Balzola. Su niñez en el Bilbao en los años cincuenta. Ella lo miraba todo con asombro.

En Txoriburu está la auténtica Asun Balzola. Su niñez en el Bilbao en los años cincuenta. Ella lo miraba todo con asombro.

Resumen del Club de lectura

Abordamos hoy el resumen de lo hablado en el club el pasado sábado 11 de diciembre a propósito de Historia de un erizo. Una obra que ocupa un lugar destacado en la historia de la literatura infantil española y que solo se encontraba en Bibliotecas. La editorial El jinete azul la ha rescatado en una hermosa edición. Lo recomendamos especialmente para amantes de la buena ilustración. 2º Premio a la Mejor Labor de Ilustración 1978

Empezamos hablando de la importancia de Asunción Balzola (Bilbao, 1942 – Madrid, 2006) y dando algunas pinceladas sobre su vida y su obra. Nosotras tuvimos la suerte de conocerla cuando éramos estudiantes en una charla que dio hace muchos años en el Ayuntamiento de Logroño. Premio Nacional de Ilustración (Ministerio de Cultura, 1985)

Comentar este libro fué una disculpa para hacer un pequeño homenaje a una de las mejores ilustradoras españolas de todos los tiempos, que ha marcado tendencia y sin la cual la saga de excelentes ilustradores actuales sería impensable. Trabajadora, concienzuda, exigente en su trabajo, inconformista; culta, muy viajada, pionera en pasear España por los certámenes más importantes del mundo, nunca cayó en la comercialización.
Se caracteriza por utilizar acuarelas en tonos pálidos, con pocas líneas que concentran lo esencial y que tienen fuerza para recoger y transmitir sentimientos. Ella misma afirma que cuando salió el primer libro la gente decía que era vacío y pobre de color.

Me da igual: no quiero poner todo lo que tengo en una ilustración. Es necesaria una cierta dosis de austeridad y sutileza. Para mí el vacío blanco del papel es el espacio donde el lector proyectará sus sueños. La insinuación puede perderse pero también  puede generar un diálogo.

Bienvenidos a la fiesta : diccionario-guía de autores y obras de literatura infantil y juvenil / Luis Daniel González. Cie Dossat 2000, 2001

Frases que se escucharon en el Ateneo
Lo leí con mis hijos de 6 y 8 años y les gustó el texto y el dibujo. La ilustración me parece delicada y expresiva.

*********

Cuando era pequeña mi familia tenía una librería y fui varias veces a la editorial Miñón; siempre me regalaban cuentos, así conocí Historia de un erizo. A mi hermana y a mí nos gustaba mucho, ahora no tanto aunque la ilustración me sigue pareciendo excepcional. Mi hermana estudió Bellas artes  y aún se acuerda de la impresión que le produjeron de niña las acuarelas de Asun Balzola y cómo aún perduran en su memoria.

*********

La historia me ha parecido ñoña y el libro me resulta un poco viejuno; sí que recuerdo con cariño las Historias de Munia; hay una que les cuento a mis hijos.

*********

Yo no conocía a Asun Balzola y no sabía que era tan importante. El cuento me ha impresionado por las ilustraciones. Os escucho y me parece fundamental que los niños de ahora vean estas acuarelas tan hermosas y les sirvan de bagaje entre las muchas imágenes que ven a diario. Me alegro de haberla conocido.

*********

La historia es manida pero universal, a mi hija de 7 años le ha encantado, quería copiarlo e hizo una acuarela preciosa; estuvo varios días dibujando acuarelas directamente con el pincel (sin dibujar primero).

Luego me comentó: A mi amiga Luisa le pasa como al erizo; y mirá mamá ésta ilustradora también “se sale”.  Se lo voy a llevar a mi señorita para que vea que te puedes salir.

*********

No comparto mucho el mensaje de la historia, la relación del erizo y la tortuga; consigue la amistad del que no puede hacerle daño. Con ello corrobora el miedo que tenía a los demás personajes. En cuanto a las ilustraciones estoy aprendiendo a valorarlas… porque para mí lo importante es el texto, en las ilustraciones hasta ahora no me fijaba tanto.

*********

Lo trabajé con mis alumnos de 4 años, el cuento les gustó pero lo que les llamó la atención fueron los dibujos. Me di cuenta que en sus trabajos trataban de imirarlos y me ocurrió una anécdota muy curiosa. En esos días les habíamos pedido a todos los niños del Cole que dibujaran una postal de Navidad. Hubo un niño que dibujó un pato grande. Yo le dije, pero ¿cómo dibujas un pato? Esto no tiene nada que ver con la Navidad…

“Sí señorita, es que mi pato va a Belén”

Me dejó patidifusa… Tanto les ha gustado que he hablado con mi compañera del otro curso y los Reyes Magos les van a traer unas acuarelas; nunca hemos trabajado con acuarela en estas edades pero nos apetece probar porque les vemos muy motivados. Ya veremos qué pasa…

*********

La historia no me gusta, la encuentra noña pero me encanta la frescura de la ilustración. Pierde un poco esta edición, la antigua era un poco más grande.

*********

Hubo opiniones para todos los gustos pero la anécdota del pato nos hizo mucha gracias a todos. Creemos que Asunción Balzola es hoy una desconocida para el gran público (no hay especialista que no la valore) a pesar de que fue una mujer que marcó tendencia. Sus libros se han publicado en más de veinte países (hasta en Japón) y su nombre ha estado varias veces en la lista de los nominados al Premio Andersen (el Nobel de la LIJ). Si fuera inglesa o americana tendría un museo propio o cuanto menos un espacio importante en el museo de su ciudad. Sabemos que su biblioteca personal fue legada a la Biblioteca Central de San Sebastián.

Felicitaciones de Navidad para el Museo Guggenheim. Asun Balzola.

Felicitaciones de Navidad para el Museo Guggenheim de bilbao realizadas por Asun Balzola en 2006.

Nos gustan mucho el Gugenheim, el Museo de Bellas Artes de Bilbao, etc. pero Asun no está presente en ellos ¿Para cuando una exposición con su obra? ¿Por qué no una sala dedicada a ella de forma permanente?

Para saber más os recomendamos esta entrevista en Babar. Nos despedimos con unas frases de Txoriburu, Cabeza de chorlito (Destino, 1998): Dibujar era magia. Por eso mamá dibujada tan bien, porque era un hada, y como yo sabía dibujar, también debía tener algo de hada. Que sabía dibujar lo sentía en la punta de los dedos. No tenía ninguna duda.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s